Escapada por Europa por el Día de la Madre

¿Buscas un regalo para el Día de la Madre? ¡Sorpréndela con una escapada por Europa!

¿Buscas un regalo para el Día de la Madre? ¡Sorpréndela con una escapada por Europa!

Está llegando el Día de la Madre, una ocasión perfecta para demostrar el amor y gratitud que sientes hacia esa persona tan especial para ti. ¿Y si en lugar de hacerle los mismos regalos de siempre esta vez la agasajas con una linda escapada por Europa? 

Veamos cuáles son los destinos más interesantes para conocer, cómo planificar mejor tu viaje, y por qué vale la pena dejar los chocolates a un lado y hacer un recorrido por el viejo continente. 

Destinos increíbles para pasar el Día de la Madre en Europa

Día de la Madre en Milán, Italia

Milán, la capital de la moda en Italia, tiene algo para todos los gustos: 

El Duomo di Milano y la Galleria Vittorio Emanuele II

Tu madre y tú podéis comenzar visitando el impresionante Duomo di Milano, una de las catedrales más magníficas del mundo. Allí, vais a poder admirar su arquitectura gótica y subir a la terraza para disfrutar de vistas panorámicas de la ciudad. 

Cerca del Duomo se encuentra la Galleria Vittorio Emanuele II, un elegante centro comercial cubierto donde podréis hacer compras de lujo y tomar un rico café en uno de sus cafés históricos.

La Pinacoteca di Brera y el Teatro alla Scala

También, podréis visitar la Pinacoteca di Brera, un museo de arte que alberga una impresionante colección de obras maestras de artistas italianos como Caravaggio y Rafael, nada más y nada menos. 

Luego, en el histórico Teatro alla Scala, uno de los teatros de ópera más famosos del mundo, podréis realizar una visita guiada para conocer su fascinante historia.

El Distrito de la Moda y la Última Cena de Leonardo da Vinci

No se puede visitar Milán sin conocer el famoso distrito de la moda. Así que, os recomendamos dar un lindo paseo por las calles del Quadrilatero della Moda y visitar las boutiques de los diseñadores italianos e internacionales. Si a tu madre le gustan las actividades relajantes, quizás le interesen los hoteles con spa, como el Palazzo Parigi Hotel & Grand Spa, el Armani Hotel Milano o el Hotel Boscolo Exedra.

Otro de los imprescindibles de Milán es, por supuesto, la Última Cena de Leonardo da Vinci. Reservad una visita para ver la icónica obra maestra en el convento de Santa Maria delle Grazie. Seguro que no olvidaréis la visita a esta impresionante obra de arte renacentista en toda vuestra vida.

La gastronomía en los restaurantes y cafés de la ciudad

Obviamente, nadie puede visitar Italia sin disfrutar de su deliciosa gastronomía. 

En Milán hay muchos restaurantes donde podréis probar platos tradicionales como el risotto alla milanese, el ossobuco y la polenta. ¡Y ni hablar de los postres italianos! No podéis dejar de probar un auténtico tiramisú o un cannoli siciliano.

Pero, además, aprovechad a pasear por los hermosos parques de la ciudad, como el Parco Sempione o los Jardines de la Guastalla. 

Día de la Madre en Oporto, Portugal

La pintoresca ciudad portuguesa que dio origen a los famosos vinos de Oporto está repleta de lugares emblemáticos para disfrutar junto a tu madre:

El Casco Antiguo: Ribeira y Cais da Ribeira

El bello barrio de Ribeira fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.  Allí, podréis pasear con mamá por sus callecitas empedradas hacia el Cais da Ribeira, a orillas del río Duero. Disfrutad de unas vistas maravillosas del puente Dom Luís I y del casario típico de Oporto.

La Sé Catedral y la Torre dos Clérigos

Continuad vuestra visita a Oporto con la majestuosa Sé Catedral, una de las catedrales más antiguas de todo Portugal que tiene una impresionante arquitectura románica. Desde su mirador, se puede apreciar toda la belleza de la ciudad. 

Luego, no dejéis de visitar la Torre dos Clérigos, un ícono de la ciudad que ofrece vistas espectaculares desde lo alto de sus 75 metros de altura (si no sufrís de vértigo, es una experiencia que no os podéis perder).

La ruta gastronómica

Por supuesto, no se puede hacer una visita a esta ciudad sin probar su gastronomía y sus famosos vinos de Oporto. Os recomendamos que probéis platos tradicionales como la francesinha, el bacalhau à brás y los pasteles de nata; y, claramente, que acompañéis vuestras comidas con un buen vino de Oporto. Nada como esta experiencia culinaria para disfrutar de los placeres simples de la vida.

Los jardines del Palacio de Cristal

Para terminar, disfrutad de un momento para relajaros en medio de la belleza de los Jardines del Palacio de Cristal. No solo los jardines son una absoluta maravilla, las vistas del río Duero y del casco antiguo de la ciudad también os fascinarán. 

Si el clima lo permite, podéis hacer un picnic en el césped mientras contempláis el atardecer sobre Oporto… Un encanto.

Día de la Madre en Niza, Francia

Niza, la joya de la Costa Azul francesa, es otro de los destinos más recomendables para tu viaje con mamá:

El casco antiguo: Vieux Nice

Comenzad con el pintoresco casco antiguo, conocido como Vieux Nice, y visitad la famosa Promenade des Anglais. Podréis descubrir allí unas vistas absolutamente impresionantes del Mediterráneo en una de las muchas terrazas frente al mar.

El mercado de las flores y la Plaza Masséna

Continuad visitando el Marché aux Fleurs, el mercado de flores más famoso de la ciudad, donde os envolverán los aromas y colores de las flores y los productos locales de los puestos. 

En la Plaza Masséna, podréis admirar la impresionante Fuente del Sol y las icónicas esculturas rojas y blancas que decoran la plaza.

El Jardín Albert I y el Parque de la Colline du Château

No podéis visitar Niza sin explorar también su belleza natural. Pasead por el Jardín Albert I, un oasis de tranquilidad en el corazón de la ciudad, donde os rodearéis de hermosas flores y árboles exóticos. 

Subid a la cima de la Colline du Château para disfrutar de vistas panorámicas increíbles de Niza y el Mediterráneo desde lo alto de esta colina histórica.

La gastronomía en el barrio del puerto y el Cours Saleya

Terminad el recorrido por Niza con la deliciosa gastronomía local. En el barrio del puerto hay muchos restaurantes que ofrecen pescado fresco y mariscos. Y para el postre, en el encantador Cours Saleya encontraréis una gran variedad de sabores deliciosos.

Día de la Madre en Praga, República Checa

Praga, la Ciudad de las Cien Torres y capital de la República Checa, ofrece experiencias únicas que encantarían a cualquier madre, con su arquitectura medieval y su ambiente bohemio:

El casco antiguo: Staré Město

Staré Město es el casco antiguo de Praga, con magníficos edificios históricos. En la Plaza de la Ciudad Vieja se encuentra el famoso Reloj Astronómico de Praga, un reloj medieval que atrae a millones de turistas cada año con el espectáculo que ofrece cada hora cuando los 12 apóstoles desfilan por sus ventanas.

El Castillo de Praga y el Puente de Carlos

Otro gran recomendado es el imponente Castillo de Praga, una de las fortalezas más grandes del mundo. Podréis conocer la majestuosa Catedral de San Vito y los hermosos jardines del castillo. 

Después, cruzad el icónico Puente de Carlos, decorado con estatuas barrocas, en el que podréis tener unas hermosas vistas del río Moldava y los edificios históricos de Praga.

Malá Strana y Vyšehrad

En el barrio de Malá Strana veréis elegantes palacios y arquitectura barroca mientras os dirigís hacia el imponente Puente de Carlos. 

También, visitad Vyšehrad, una antigua fortaleza en lo alto de una colina que ofrece vistas panorámicas de Praga y alberga la hermosa iglesia de San Pedro y San Pablo. Imperdible.

La gastronomía en los mercados y restaurantes de la ciudad

Explorar los mercados callejeros de la ciudad es una experiencia particular que tu madre podrá disfrutar mientras probáis platos tradicionales como el goulash, el trdelník (un dulce típico checo) y la cerveza checa, famosa en todo el mundo por su excelente calidad. 

Día de la Madre en Budapest, Hungría

Budapest, la impresionante capital de Hungría, ofrece un abanico de experiencias, desde aguas termales hasta arquitectura gótica:

El Distrito del Castillo de Buda

Comenzad vuestra aventura en Budapest en el Distrito del Castillo de Buda y el majestuoso Castillo de Buda. Explorad sus hermosos patios y jardines, y disfrutad de vistas panorámicas de la ciudad desde la colina del castillo.

Las Aguas Termales de Budapest

Uno de los grandes atractivos de Budapest son sus famosas aguas termales. Podrás llevar a mamá a uno de los muchos balnearios de la ciudad, como los baños Széchenyi o los baños Gellért, para que se relaje en las aguas termales mientras disfruta de vistas hermosas de la ciudad.

El Puente de las Cadenas y el Parlamento

No os podéis perder cruzar el icónico Puente de las Cadenas, que une las dos partes de la ciudad, Buda y Pest y, luego, visitar el bello Parlamento húngaro, uno de los edificios más emblemáticos de la ciudad, donde podréis admirar su arquitectura gótica y disfrutar de una visita guiada para conocer sus lujosos interiores.

El barrio de Pest

El barrio de Pest es un excelente lugar para finalizar vuestra visita a Budapest. Allí, podréis recorrer la elegante Avenida Andrássy y ver hermosos edificios neorrenacentistas. 

No dejéis de conocer la impresionante Ópera Estatal de Hungría y la calle Váci, donde encontraréis una gran variedad de tiendas, restaurantes y cafeterías.

Nuestros consejos y recomendaciones para tu viaje inolvidable con tu madre

Para que planifiques la escapada 

Primero que nada, ten en cuenta que es importante elegir las fechas adecuadas para la escapada, considerando factores como el clima, la disponibilidad del alojamiento y las actividades que vayáis a hacer. Ten en cuenta que la primavera y el otoño suelen ser las mejores épocas, ya que el clima es más templado y hay menos turistas.

Es recomendable que establezcas un presupuesto claro para evitar gastos innecesarios al planificar tu viaje.

Para que sorprendas a mamá

Organiza algunas actividades o experiencias especiales que sepas que a tu madre le encantarían, como una exquisita cena inesperada, un desayuno en la cama en el hotel o una sesión de spa, para que se sienta agasajada una y otra vez. La idea es sorprender a tu madre con actividades basadas en sus intereses y pasiones, que demuestren cuánto la conoces.

Por otro lado, si sabes de actividades o lugares específicos que a tu madre le gustaría visitar durante el viaje, permítele elegirlas.

En tu planificación, no olvides incluir momentos de relajación y descanso en el itinerario para disfrutar plenamente de la experiencia y recargar energías.

¿Cuál es la forma más económica de viajar por Europa?

Para que vuestro viaje por Europa te resulte mucho más económico puedes:

  • Buscar/estar alerta a las ofertas de vuelos. 
  • Utilizar el transporte público local.
  • Elegir opciones de alojamiento más económicas, como hostales o albergues.
  • No extender demasiado la cantidad de días (sin embargo, te recomendamos dedicar al menos 2/3 días a cada destino).

Escapada por Europa: ¿El regalo perfecto?

Cuando viajas junto a alguien más, se suelen crear recuerdos duraderos. Por eso, hacer una escapada por Europa con tu madre te dará la oportunidad perfecta para profundizar la conexión entre madre e hijo/a.

Un regalo como este será inolvidable para ella y también para ti. Así que, te animamos a que, en lugar de optar por regalos convencionales como flores o chocolates, esta vez la sorprendas de verdad.

En Imaway, te esperamos para protegeros a ambos con nuestros seguros internacionales de viaje. ¡Viaja seguro por Europa desde 0,84€ por día!

 

Artículos relacionados